Chema Peralta. Foto 1
 
Chema Peralta
Geometría de la meseta
Clausurada el 7 de Enero
Galería Utopia Parkway
web: www.galeriautopiaparkway.com
   

Geometría de la meseta
Enrique Andrés Ruiz

La primera tentación, el primer recuerdo que, como una especie de talismán explicativo, se viene a la memoria a la vista de las nuevas pinturas —precisas, como siempre, sintéticas, afiladas— de Chema Peralta, sería, quizá, aquella fórmula tan concisa, tan exacta (al menos en apariencia) que se le ocurrió a Ortega al hilo de un viaje “De Madrid a Asturias” para indicar el puro rango formal, estético, en que se constituía el paisaje de su visión al paso por Castilla. “Geometría de la meseta”, escribió. Y así tituló, de hecho, uno de los que luego serían capitulillos de El espectador.

La tal geometría de la meseta venía a ser, a fin de cuentas, una especie de destilado estrictamente visual que resultaba de suprimir las notas de carácter según las cuales había sido visto el paisaje hasta entonces, es decir, mientras había sido mirado por la generación anterior de acuerdo con su filosofía de España y de la vida, que, dicho un poco a las bravas vendría a ser la de los hombres del 98. Esas notas habrían actuado, en fin, como filtros o lentes interpretativos de ese objeto particular de la visión que vendría a ser el paisaje, unos filtros o lentes que, así pues, habían añadido o superpuesto al objetivo fenómeno natural su especial coloración llena de significados. Y con respecto a esta, va de suyo que la percepción más moderna, la que Ortega parecía invocar, pretendía hacerse independiente, como puro acontecimiento de la visión fisiológica, de las consideraciones históricas, políticas, morales, filosóficas, etc., que habían hecho del paisaje un objeto ideológico, esto es, significativo o simbólico de un contenido: como su imagen; y así funciona una caracteriología. Y todo eso pese a que Azorín se atribuyó para él y sus compañeros la primera visión del paisaje “en tanto que paisaje”, es decir, con la autonomía y la desnudez de un objeto plástico que se ofrecía a los ojos por sí y no por la información que como signo de un mensaje transmitía.

Lo cierto es que Ortega se propuso radicalizar esa idea y despojar definitivamente al objeto paisajístico de toda connotación, hasta acabar proponiéndolo como un puro e inocente fenómeno retiniano —una Castilla “para la retina”, creo recordar que dijo en alguna otra ocasión— liberado de la condición de símbolo histórico o de signo de un juicio político o moral. Ocurre, sin embargo, que cuando Ortega, unos pocos años después de su viaje mesetario, vuelve a su fórmula se ve que con intención de definir más exactamente aquella particular “geometría”, la acaba llamando “geometría sentimental”, para decir que no se trata ya del paisaje topográficamente real sino de otro más bien reelaborado o muñido en la cámaras y galerías internas de los afectos personales y también de los colectivos. Pero lo que pasa es que así, el prístino propósito inicial de su reforma resultaba, en el fondo, nuevamente re-direccionado hacia un contenido que —para decirlo como lo decía hace años Roland Barthes en sus estudios sobre la “retórica de la imagen”— no podía ser ya la pura y desnuda denotación, la imagen objetiva o (como decía Barthes) “inocente”, es decir, la imagen sin código, sin mensaje, sin carga o recarga de significado, sin cultura: pura vida. Aunque el horizonte de ese re-direccionamiento no fuera la ideología o el carácter, lo era ahora el sentimiento, un poco a la difusa manera simbolista.

En todo caso, sólo tendríamos hasta ahora dos paisajes: el que podemos llamar “literario”, recargado de signos, caracteres y connotaciones, sean del pensamiento o del sentimiento, y el otro, por el momento ideal, al que llamaríamos paisaje visual o puramente plástico. Ni Azorín ni Ortega, creo yo, llegaron a pensar (aunque Ortega lo llegó a tener por lo visto en la punta de la lengua) en otro tercero que, respondiendo no obstante en la formalidad al género artístico ya acuñado, pudiera desbaratar o desmentir el propósito referencial común a ambos, o sea, la intención de replicar mediante la pintura la consabida correspondencia entre la realidad y su imagen, entre el significante y el significado; ninguno de los dos pensó, quiero decir, la posibilidad de una abstracción que, pese a su condición independiente de toda realidad topográfica y sin modelo ni copia, contuviera no obstante en su manifestación los datos suficientes como para hacer posible el reconocimiento a su través de una realidad, de una tierra, de un mundo.

Las últimas pinturas de Chema Peralta vienen a decir —rotunda, exacta, más nítidamente incluso que, no sé, las del purista Félix Vallotton— un mundo, un mundo que sin embargo no tiene asiento real, porque se trata de un artificio. Un sueño. Es entonces cuando reparamos en que el artificio ha sido verdaderamente la cuerda en la que este pintor ha tañido su melodía casi desde sus comienzos; es más, en sus comienzos se diría que de manera más abierta y declarada (me refiero a la época en la que en los lienzos aparecían personajes y figuras fiction, seres voladores o terrestres de alguna fauna fantasy). Fue luego cuando entreverados con unos bodegones de sobrecogedora y luminosa claridad, aparecieron los paisajes; especialmente me acuerdo de la larga serie de montes lejanos, de sierras convertidas en masas opacas sobre cuyas últimas cimas aplastadas se refugiaba un momento la postrera luz cobre del atardecer. El pintor ha descendido ahora a la llanura. El alto llano hace reverbero de sus lindes con el ancho cielo. En la llanura —en la amplia meseta de Castilla, de La Mancha o de la Alcarria—, enceguecida de sol, el pintor ha entresoñado pueblos que de lejos componían arquitecturas de elementos invariantes: la nave con su techo de chapa de color rojo, el muro de la nueva planta de reciclaje, la torre de la iglesia, las casas de dos pisos de las afueras, como de barrio de ciudad; los almacenes agrícolas; el garaje de repuestos… No hay en estas imaginaciones rastro alguno de decrepitud, tal como fue la nota dominante del paisaje ideológico. No hay ninguna delicuescente labilidad, como la que teñía de efusividad las pinturas simbolistas. No hay nada; nada de realidad. Y sin embargo,…

Sobre las piezas recortadas y luego ensambladas formando cadenas poligonales de elementos coloreados como los juguetes arquitectónicos, nada aporta a la seca y sin embargo risueña imagen notas de carácter, mensajes que las constituyan en signos de ninguna información; son pura y desnudamente geometrías, el frío y pulido resultado compositivo de una geometría poco sentimental. Pero tampoco hay, en estos paisajes, el mero mundo visual que vendría a ser un análogo —aunque autónomo— de la presencia real de los elementos que configuran las aldeas reales en la llanura. Estos paisajes son puro artificio. Invención. No encontraremos un pueblo de Valladolid o de Burgos como los pintados, aunque muchos, en fin, se parezcan a los de las pinturas de Chema Peralta. No es extraño, pensamos ahora, que este pintor sienta admiración por el gran Caneja, en quien desde luego encuentra desde hace mucho un faro de guía y al que tan malo sabía que le dijeran que pintaba Castilla, cosa nada evidente para él. En la pintura de Caneja no hay ninguna Castilla—sólo hay pintura, según debía pensar él mismo—aunque las Castillas que podamos encontrar en el mundo real se parezcan tanto a las de su pintura. Limpia, plana, imaginaria, dulce, matinal, la llanura de Chema Peralta tiene la pureza de los países recién nacidos y la encantada inocencia de los juguetes.

 en Facebook esta exposición comparte en Twitter esta exposición   Como llegar

foto usuario
Iniciar sesión   |   Registrarse
  • Añade esta expo a tus favoritos
  • Envia este enlace a un amigo
Ver mis favoritos
Elige el idioma de la página
CA2M Centro de Arte 2 de Mayo
Museo Lázaro Galdiano
La Casa Encendida
Tabacalera Promoción del Arte
CGAC Centro Galego de Arte Contemporánea
Artium
San Telmo Museoa
 

  TODAS LAS EXPOSICIONES DE ESTE ESPACIO  
Manuel Valencia
Manuel Valencia
Mares de China
Clausurada el 7 de junio de 2019

La formación de los lechos marinos y la visión del mar es una constante en las imágenes de estos Mares de China, de Manuel Valencia.  [ver+]
  
Carlos García-Alix
Carlos García-Alix
Días y Noches
Clausurada el 26 de abril de 2019

Romántica, cinematográfica, poética, muy literaria y de excelente factura Días y Noches revela un pintor en estado puro, libre y sin más atadura que no traicionar su destino...  [ver+]
  
Adamo Dimitriadis
Adamo Dimitriadis
Ciudad Terminal
Clausurada el 8 de marzo de 2019

Dimitriadis sabe que estamos en una época terminal y representa su espacio urbano en un desasosegante recorrido por las estancias del Dante, sin renunciar a la evocación de los efímeros paraísos que recrea con afilada precisión, color y textura única  [ver+]
  
Elisa Torreira
Elisa Torreira
Por el desván de mi infancia
Clausurada el 4 de enero de 2019

Elisa Torreira se muestra como una artista inclasificable, su trayectoria revela, como si de un antiguo negativo se tratara, a una interdisciplinar con causa ...  [ver+]
  
Alberto Pina
Alberto Pina
Tierra Callada
Clausurada el 9 de noviembre de 2018

Pina acepta el campo sin ponerle condiciones. Lo respeta y lo trata como un personaje, encontrando la belleza en la imperfección y en el detalle.  [ver+]
  
El viaje pintado
El viaje pintado
Utopia Station
Clausurada el 20 de julio de 2018

Esta colectiva se propone como una invitación al observador. Una invitación a que descubra ese otro "viaje" que es mirar un cuadro.  [ver+]
  
Adriana López Sanfeliu
Adriana López Sanfeliu
Brooklyn´s Secret
Clausurada el 8 de junio de 2018

Una mañana de invierno del 2010 me crucé en el metro de NYC con un grupo de chicos con una energía especial. Me dijeron que iban a una competición de baile irreal (League of Unreal Dancing). Detrás de aquel escenario descubrí un mundo.  [ver+]
  
Concha Gómez-Acebo
Concha Gómez-Acebo
Ya se han ido
Clausurada el 20 de abril de 2018

Que imaginemos un viaje, al final, es lo que podría pretender la artista para quienes contemplamos estos cuadros, cualquiera de los que hemos leído o ninguno en concreto, pero, en todo caso, sin salir de la habitación.  [ver+]
  
Miguel Galano
Miguel Galano
París/Madrid/Lisboa
Clausurada el 2 de marzo de 2018

Miguel Galano pintor de atmósferas, de lo inasible, casi de lo invisible, nos muestra esta vez su mirada poliédrica sobre tres ciudades especialmente evocadas en la literatura y las artes plásticas, Paris/Madrid/Lisboa.  [ver+]
  
Greta Chicheri
Greta Chicheri
Reset
Clausurada el 5 de enero de 2018

Tres años ha tardado Greta Chicheri en dar por concluido el mapa de su territorio que hoy se presenta a manera de puzle compuesto por cincuenta obras bajo el significativo título de RESET.  [ver+]
  
Emilio González Sainz
Emilio González Sainz
La braña de los sonámbulos
Clausurada el 3 de noviembre de 2017

Exposición del artista Emilio González Sainz.  [ver+]
  
Florian Bolk
Florian Bolk
Madrid hacia 1990
Clausurada el 27 de julio de 2017

Berlinés de 1967, Florian Bolk tomó, como se decía en las viejas asociaciones fotográficas, imágenes del aire de Madrid mientras una luz arropada de polvo y bruma descendía por el hueco de las callejas que cruzan la Gran Vía...  [ver+]
  
DamasOdiosas
DamasOdiosas
Clausurada el 30 de mayo de 2017

DAMASODIOSAS que encierra un triple juego de palabras y deja a la imaginación del espectador el calificativo oportuno en cada caso.  [ver+]
  
Helena Toraño
Helena Toraño
Las horas libres
Clausurada el 28 de abril de 2017

La que fuera una pasión infantil se convirtió después en su objeto de especialización universitaria (se licenció en Bellas Artes por la Universidad del País Vasco en 2007).  [ver+]
  
Adamo Dimitriadis
Adamo Dimitriadis
Memorias del futuro
Clausurada el 24 de febrero de 2017

Adamo Dimitriadis recrea el lado oscuro del progreso científico con la percepción irreal de un sueño en tecnicolor.  [ver+]
  
Chema Peralta
Chema Peralta
Geometría de la meseta
Clausurada el 7 de enero de 2017

Exposición del artista Chema Peralta.  [ver+]
  
Elena Goñi
Elena Goñi
Generaciones y semblanzas
Clausurada el 4 de noviembre de 2016

The paintings that compose Elena Goñi´s current exhibition are mostly portraits. Old people´s portraits, old women who are very close to the painter. One in particular deep in her heart.  [ver+]
  
Ignacio Evangelista. After Schengen
Ignacio Evangelista. After Schengen
PHotoEspaña2016. Festival Off
Clausurada el 20 de julio de 2016

El fotógrafo Ignacio Evangelista (Valencia, 1965) recorre en este proyecto antiguos puestos fronte­rizos entre varios Estados de la Unión Europea para descubrir qué ha quedado de ellos.  [ver+]
  
Rafael Caballero Almendáriz
Rafael Caballero Almendáriz
45 Km
Clausurada el 3 de junio de 2016

Exposición del artista Rafael Caballero Almendáriz.  [ver+]
  
Alejandro Calderón
Alejandro Calderón
Las Maravilllas de Alicia y otras historias
Clausurada el 21 de abril de 2016

Exposición del artista Alejandro Calderón.  [ver+]
  
Javier Victorero
Javier Victorero
En la quietud
Clausurada el 27 de febrero de 2016

Exposición del artista Javier Victorero.  [ver+]
  
María Gómez
María Gómez
En Silencio
Clausurada el 8 de enero de 2016

Exposición de la artista María Gómez.  [ver+]
  
Alberto Pina
Alberto Pina
La Huida
Clausurada el 30 de octubre de 2015

Exposición del artista Alberto Pina.  [ver+]
  
Concha Gómez-Acebo
Concha Gómez-Acebo
Naturaleza en silencio
Clausurada el 17 de julio de 2015

Exposición de la artista Concha Gómez-Acebo.  [ver+]
  
20 años de utopía, colectiva aniversario a beneficio de ADELA
20 años de utopía, colectiva aniversario a beneficio de ADELA
Clausurada el 30 de mayo de 2015

Colectiva aniversario a beneficio de ADELA. (Asociación Española de Esclerosis Lateral Amiotrófica)  [ver+]
  
Federico Granell
Federico Granell
Los últimos veranos
Clausurada el 14 de mayo de 2015

La austeridad, la perspectiva, el correcto dibujo, la templanza expresiva, el espacio sublime y el ritmo de las horas.  [ver+]
  
Aleksandar-Zaar
Aleksandar-Zaar
Clausurada el 3 de abril de 2015

La idea de cama bien podría funcionar como un símbolo del sedentarismo, pero en este Diario íntimo, Aleksandar Zaar subvierte esa idea para transformarla en una obsesión de su vida nómada,...  [ver+]
  
Emilio González Sainz
Emilio González Sainz
Pinturas recientes
Clausurada el 20 de febrero de 2015

Exposición individual del artista Emilio González Sainz.  [ver+]
  
José Ferrero
José Ferrero
La Barrera Oceánica
Clausurada el 2 de enero de 2015

Visto en conjunto, el más de medio centenar de fotografías que presenta José Ferrero puede considerarse como un reportaje o como una crónica, pues es deudor de un delicado tejido de historias y de tramas, y lo libra para nosotros del olvido.  [ver+]
  
Alejandra Roux
Alejandra Roux
Más allá
Clausurada el 7 de noviembre de 2014

Nació en Buenos Aires en 1964 y vivió en Madrid desde 1989 hasta 2010. Actualmente desarrolla su actividad entre Buenos Aires y Madrid.  [ver+]
  


Inicio » Mapa de museos y exposiciones » Madrid » Madrid » Madrid » Galería Utopia Parkway » Chema Peralta » exposición Nº 20507